Nuevo Edificio Municipal estará terminado el 2019

A las 03:34 de la madrugada del 27 de Febrero del 2010, en Tirúa la naturaleza dejó caer toda su fuerza, hoy es esa misma fuerza que nos remeció hace 8 años, la que nos reúne en torno al terreno que hoy no es más que un trozo de arena pero que de un tiempo a esta parte significará tanto para todos.

Al conmemorarse ocho años del terremoto y tsunami de 2010, la comuna de Tirúa marcó el inicio de una nueva etapa en la vida de los funcionarios municipales y la comunidad que a diario requiere de los servicios que el municipio entrega, ya que este 27 de febrero se dio inicio a la construcción del nuevo edificio consistorial.

El moderno edificio municipal albergará también a las oficinas del Registro Civil y las Corporación de Asistencia Judicial, entre otros servicios. 

La moderna infraestructura estará emplazada junto al gimnasio, la biblioteca municipal y la escuela de la comuna en una superficie total de 3 mil 673 metros cuadrados en dos niveles, espacio que permitirá albergar a las oficinas municipales, la Corporación de Asistencia Judicial, el Registro Civil, entre otros.

Tras la ceremonia, el Intendente Rodrigo Díaz señaló “avanzar en el proceso de reconstrucción en aquellas zonas que fueron dañadas por el terremoto fue parte de la instrucción que nos dio la Presidenta Michelle Bachelet al inicio de este mandato. Uno de los mayores desafíos era sacar adelante el edificio consistorial, el cual albergará a diferentes reparticiones para el servicio de la gente. Estamos cumpliendo hoy 27 de febrero con este anhelo, trabajo de mucha gente, pero con la decisión política que ha tenido la Presidenta con este hecho”.

En tanto, el seremi de Obras Públicas, René Carvajal, explicó “el edificio municipal se construirá gracias a una inversión aportada por la Subsecretaría de Desarrollo Regional que supera los 6 mil 500 millones de pesos y que nos han encomendado llevar adelante con la dirección de Arquitectura, el cual estará totalmente terminado en 2019”.

Esta ceremonia tuvo un sentido muy especial para los tiruanos, ya que la piedra que se instaló para dar inicio a las obras corresponde a una arrojada por el tsunami en las costas de la comuna y el testimonio con la descripción del proyecto fue firmado por todos los asistentes, marcando así el cierre de una etapa más en el proceso de reconstrucción.

Adolfo Millabur, alcalde de Tirúa, dijo que “este 27 de febrero es para recodar, para también aprender de la naturaleza y comenzar a pararnos de nuevo con el inicio de la casa del gobierno comunal, el cual tiene una inversión importantísima, en donde el gobierno ha tenido la generosidad de poder aportar a construir el edificio que nos llevó el tsunami”.

ComparteShare on FacebookTweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *